jueves, mayo 6, 2021

Cae designación de nuevos magistrados en violencia de género

El Congreso de Oaxaca tiene como plazo hasta este lunes para mostrar su compromiso con los derechos de la mujer y la igualdad de género; el tiempo se agota, ya que está en el límite para que tome protesta como magistrada Erika María Rodríguez Rodríguez y se cumpla con la Constitución del Estado.

Cúpulas de juristas consideraron que el Congreso del estado se encuentra en una encrucijada entre la legalidad y la violencia política de género, al bloquear la sesión para la toma de protesta de la juez con más de 20 años de experiencia en temas de Administración de Justicia, para que sea magistrada del Tribunal Superior.

La Diputación Permanente tiene la facultad de convocar al Congreso a la sesión extraordinaria, para la discusión y aprobación del dictamen, cuyo plazo es el próximo lunes 3 de mayo, del año en curso, pero no lo realizado, ya que una mujer se sumaría al Tribunal.

“No obstante que después de  comparecer públicamente ante la Comisión de Procuración y Administración de Justicia del Congreso, donde fue nombrada para ocupar el cargo de Magistrada del Tribunal Superior de Justicia, en donde se tomaron en cuenta sus capacidades y experiencia en el ámbito de la Administración de Justicia, la diputación permanente no ha convocado a la sesión extraordinaria para la toma de protesta como magistrada”, enfatizó La Magistrada Marisol Castañeda Pérez, presidenta de la Asociación Mexicana de Juzgadoras.

“Hacemos votos y confiamos en que sea aprobado por el pleno del H Congreso del Estado de Oaxaca el dictamen en el que se determina el nombramiento de la Jueza Erika María Rodríguez Rodríguez como magistrada del Tribunal Superior de Justicia del Estado, quien cuenta con uno de los mejores perfiles para ocupar tan digno e importante cargo”.

La Asociación de Abogados en México sentenció que la designación de la magistrada se debe dar como parte de la reforma constitucional conocida como “Paridad en Todo” y la misma recaiga en mujeres, porque de otro modo se estaría violando ese principio de equidad de género

“La jurista oaxaqueña Erika María Rodríguez Rodríguez ha representado no solo a Oaxaca sino a México poniéndolo en alto en diversos foros internacionales, mostrando sus bastos conocimiento y experiencia en la Administración de la Justicia, con la designación como magistrada, se garantiza no solamente la equidad de género, sino además de que quien ocupe el cargo tenga la preparación y capacidad, de otro modo estaremos en un retroceso de igualdad, es tiempo de las mujeres ”, añadió.

De acuerdo con la Constitución de Oaxaca, tras el “rompimiento” del quórum podría estar la intención velada de entorpecer el nombramiento de Erika María Rodríguez Rodríguez.

“El Gobernador Alejandro Murat tendría la designación de los nuevos miembros del TSJE en sus manos, y sabemos que lo hará con apego a la paridad de género, con base en las capacidades de los contendientes, para tener un mejor rumbo en la impartición de justicia de los oaxaqueños”, expuso el Colectivo de jueces y abogados Compartiendo conocimiento.

La Sociedad Internacional de Ciencias Penales señaló que es respetuosa de los procedimientos que marca la Carta Magna de Oaxaca, y esperan que el dictamen de la futura magistrada se someta ante el pleno del Congreso para su aprobación, para que no se caiga en un vicio contra la democracia y en particular contra lo logrado por mujeres en todos los ámbitos, ya que es considerado como violencia de género.

No es fortuito que no haya habido quórum para el nombramiento como magistrada del Tribunal Superior de Justicia del Estado, ya que se pretende vulnerar la autonomía del poder legislativo de Oaxaca, con el pretexto de la ausencia de diputados, que se encuentran en campaña para reelegirse, cuando el cumplimiento de la Constitución está por encima de los intereses particulares, señaló la Unión de Jueces de Oaxaca.

El quórum se rompió por la ausencia de 14 legisladores que están en campaña de reelección, y otros cuatro en busca de una alcaldía.

La situación de aplazar su toma de protesta no es más que un caso de violencia política en contra de la mujer, ya que en el Tribunal de Justicia del Estado de Oaxaca hay 28 magistrados, de los cuales 21 son hombre y las restantes 7 mujeres.