viernes, julio 1, 2022

Sepa la Bola

Feminicidio también es una pandemia

Claudia Bolaños

Al igual que en el país, la Ciudad de México y el Estado de México atraviesan por la peor crisis en materia de delitos de género y en particular por el ilícito de feminicidio.

Y es que de acuerdo con el Sistema Nacional de Seguridad de Seguridad Pública, en el primer bimestre de 2022, el número de crímenes en contra de mujeres suman 155 eventos delictivos, lo que representa 2.6 feminicidios diariamente.

La Ciudad de México no escapa a esa vorágine de violencia, pues tan solo en enero y febrero, la Fiscalía que encabeza Ernestina Godoy reportó 12 casos y la mayoría siguen impunes, algo que es necesario analizar.

Además, para José Luis Cervantes, el nuevo titular de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México, la situación también es compleja, pues el primer bimestre registró 22 feminicidios, equivalentes a 2.6 asesinatos de mujeres al día, lo cual muestra la grave descomposición social en las dos entidades más pobladas del pañis.

Los casos han sido sumamente escandalosos, aunque la solución y esclarecimiento de éstos no es a la misma velocidad con que se comenten uno y otro feminicidio.

El problema es tan complejo que a pesar de los enormes escuerzos en la capital del país para frenar y tratar de erradicar ese problema no ha sido suficiente, puesto que los crímenes de mujeres se suscita casi a diario.

El feminicidio es equiparable al peor de los virus, pues lo mismo ataca a bailarinas, actrices, amas de casa, estudiantes, servidoras públicas y mujeres de todas las esferas sociales y sino pregúntenle a Carlos Ruiz Viquez, quien está acusado de tentativa de feminicidio , pero sigue dando clases en el IPN y gozando de impunidad en el Club de Golf Hacienda, así que cuidado.

Y Sepa La Bola pero el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Gutiérrez Luna, ha enfrentado en las últimas semanas una serie de boicots a sus eventos en Veracruz, de donde es originario, lo cual se atañe a sus adversarios, de su mismo partido, que constantemente envían a personas a descalificarlo a gritos, o al último momento convocan a eventos que se empalman con el del minatitleco.

Detrás de estos hechos acusan la mano del gobernador de Veracruz Cuitláhuac Gutiérrez pero también de la secretaría de Energía, Rocío Nahle, quien aspira a suceder al primero, no obstante su origen zacatecano, e incluso dice, no descartaría ser una presidenciable.

Ha trascendido entre los medios de aquella entidad, que se les ha advertido que en caso de publicitar los eventos de Gutiérrez Luna entonces se les suspenderán los convenios de publicidad oficial.

Es por ello que diversas voces llevan años pidiendo una reglamentación de la misma, para transparentarla y permita el pluralismo mediático.

De otro modo han dicho, son una herramienta de chantaje que pervierte la relación entre los medios y autoridades.